Plan Argentina conectada 2020-2023

El actual contexto global, caracterizado por la vertiginosidad del cambio tecnológico, ha promovido profundas transformaciones en la estructura económica mundial. La apertura comercial, en muchos casos indiscriminada, ha puesto a los sistemas productivos de los distintos países frente al desafío de un escenario competitivo muy amplio y en el que es necesario adoptar procesos de innovación y de cambio tecnológico, asociado básicamente a la irrupción de las nuevas tecnologías de información y comunicación (TIC), como conducta cuasi indispensable para sortear el alto grado de incertidumbre y vaivenes que concierne al escenario de un ‘mercado global’. Integrar las infraestructuras de TIC y los servicios transversales a la gestión de gobierno, la producción, la cultura, lo social y educativo amerita pensar la necesidad de contar con un Ministerio de TIC para garantizar la propuesta de universalizar los servicios y orquestar las políticas públicas que se inician con el anuncio realizado por el presidente Alberto Fernández el pasado miércoles 16 de septiembre.

Para lograr crecimiento con inclusión no puede prescindirse de la innovación, ni de las TIC, ni de la modernización tecnológica y organizacional. No obstante, hay que evitar caer en la tentación de los determinismos tecnológicos y no debemos olvidar que la denominada “sociedad de la información y del conocimiento” coexiste aún con múltiples tipos de estructuras sociales y modelos de competencia donde la precariedad laboral, los bajos salarios, la pobreza y la marginación siguen siendo dimensiones problemáticas a pesar de todos los esfuerzos realizados, particularmente en países de desarrollo intermedio como el nuestro (Argentina)

El gobierno argentino realizó anuncios centrales para el sector de las Telecomunicaciones en su visita a la empresa pública de telecomunicaciones ARSAT.  

La alegría compartida por los que trabajamos allí alimenta la esperanza y brinda tranquilidad de que finalmente las marcas de atraso y los negocios en contra de la Argentina y su pueblo quedaban atrás. Sus palabras expresaron un verdadero retorno al plan Argentina Conectada con presente y futuro para los argentinos.

El Plan Nacional de Conectividad permitirá la conexión de alta calidad a 200 mil hogares rurales y contempla la construcción del ARSAT SG-1, un nuevo satélite argentino que brindará internet de alta capacidad. Busca potenciar la universalización del acceso a los servicios TIC (Tecnologías de Informática y Comunicaciones) y a las conexiones de banda ancha de última generación.

Cuenta con cuatro ejes principales: Sistema Satelital Argentino (SSA), con una inversión de $19.950 millones, Red Federal de Fibra Óptica (REFEFO), para el cual se destinarán $13.200 millones, Televisión Digital Abierta (TDA), con un presupuesto de $450 millones y Centro Nacional de Datos (CND), con un apoyo de $4.300 millones.

El SSA, incluirá el reimpulso de la industria satelital nacional, el desarrollo, construcción y lanzamiento del ARSAT-SG1, que será el primero de la segunda generación de satélites de Arsat, y la conectividad satelital de alta calidad para 200 mil hogares rurales.

Para la REFEFO, se prevé la construcción e iluminación de 4.900 km de fibra óptica (total: 39.300 km en 2023) y la actualización de equipos para multiplicar por 10 la capacidad de banda ancha. En 2023, 22 millones de argentinos accederán a la red troncal.

La TDA llevará adelante la recuperación de las 100 estaciones de transmisión de televisión digital, la renovación de equipos de la plataforma y la mejora de la calidad de imagen, logrando que unos 10 millones de hogares del país puedan acceder a un mejor servicio de televisión.

En el CND, se realizará la actualización equipos de almacenamiento, servidores, redes, resguardo de datos, y software, que posibilitan la ampliación de servicios en la nube y la implementación de políticas de contingencia con los máximos estándares internacionales. “Con el Data Center vamos a tener soberanía política sobre nuestros datos” celebró el Gobierno Nacional.

El 90% de la inversión estatal que requiere el Plan Conectar 2020-2023, provendrá de organismos internacionales, indicó la secretaria de Innovación Pública, Micaela Sanchez Malcom. La funcionaria precisó que “el 90% está concentrado en la Corporación Andina de Fomento (CAF), en el fondo financiero para el desarrollo del Países de la Cuenca del Plata (FonPlata) y fundamentalmente el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF)”.

A estos recursos se suman fuentes de la secretaría y del Tesoro, algunas partes de la inversión las hace directamente Arsat y también hay una parte que aporta el Ente Nacional de Comunicaciones a través del Servicio Universal, especialmente para la actualización de las placas de la Red Federal de Fibra Óptica.

En el mediano plazo, entre este año y los primeros meses del 2021 se realizará una primera extensión de los anunciados 4.000 kilómetros para la red troncal, cuyo trazado surgirá de una “planificación articulada” entre la Secretaría de Innovación y el Enacom.

La secretaria de innovación agregó que en la reglamentación del Plan Conectar incluirá “el Plan de Espectro radioeléctrico y el lanzamiento de Idecom, donde participan el Enacom y el Ministerio de Defensa”.

Idecom es un mapa de infraestructura que concentra la información de redes, prestadores y servicios de telecomunicaciones geolocalizadas, para conocer en tiempo real la conectividad de fibra óptica y telefonía móvil nacional.

Antecedentes

El Plan Nacional de Telecomunicaciones Argentina Conectada fue presentado en 2010. El eje principal fue la guía para el desarrollo de una Red Federal de Fibra Óptica. Éste definió el plan de inversión pública en la infraestructura de internet, mediante la construcción de una red troncal, un cambio en relación al rol del Estado como inversor y dinamizador del sector desde la empresa estatal de telecomunicaciones ARSAT. Esta novedosa iniciativa produjo la articulación con otras iniciativas de democratización del acceso a tecnologías digitales como el Programa Conectar Igualdad y el desarrollo de la Televisión Digital Abierta, orientadas a achicar la brecha digital en Argentina.

La comisión de planificación y coordinación estratégica del plan nacional de telecomunicaciones “argentina conectada”, incluyo la siguiente estructura del gobierno nacional: Jefatura de Gabinete De Ministros, Ministerio de Industria,  Ministerio de Trabajo, Empleo Y Seguridad Social, Ministerio de Educación, Ministerio de Ciencia, Tecnología E Innovación Productiva, Ministerio de Salud, Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional Y Culto, Ministerio de Economía y Finanzas Públicas, Ministerio de Desarrollo Social, Ministerio de Seguridad y el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos. Cada Ministerio con sus Secretarías, Subsecretarías y Organismos descentralizaron participaron de la construcción del primer plan integral que dio sentido de planificación a las TIC.

La presidencia de la comisión de planificación y coordinación estratégica del plan nacional de telecomunicaciones “argentina conectada”, estuvo a cargo del

Arq. Julio De Vido, Ministro de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios.

La coordinación general de la comisión de planificación y coordinación estratégica del plan nacional de telecomunicaciones “argentina conectada” estuvo a cargo del Lic. Luis Vitullo.

El secretario técnico y académico de la coordinación general de la comisión de planificación y coordinación estratégica del plan nacional de telecomunicaciones “argentina conectada”, fue el Dr. Emmanuel Jaffrot.

El secretario consultivo de desarrollo inclusivo de la coordinación general de la

comisión de planificación y coordinación estratégica del plan nacional de telecomunicaciones “argentina conectada” fue el representante de FOETRA (Sindicato de las Telecomunicaciones- IDETEL), el Sr. Alejandro Tagliacozzo.

El Plan Nacional de Telecomunicaciones Argentina Conectada es una apuesta del Estado Nacional para que el desarrollo tecnológico se encuentre al alcance de todas las argentinas y los argentinos en igualdad de condiciones, a través de la federalización de los servicios de comunicaciones en todos los rubros, más allá de los centros urbanos, para los hogares, los organismos públicos y de la sociedad civil y el sector productivo; potenciando y multiplicando sus contenidos, ampliando su cobertura, mejorando sus precios y garantizando su calidad. Mediante el desarrollo de una Red Federal de Fibra Óptica, que será la columna vertebral de los servicios, y el despliegue de la Televisión Digital Abierta Terrestre y Satelital, impulsó una multiplicación de las expresiones, al mismo tiempo en que generamos nuevos contenidos de calidad con el fin de que las nuevas voces legitimadas en la legislación democrática de Servicios Audiovisuales puedan acceder a los medios digitales.

Argentina Conectada fue una iniciativa ambiciosa con un rumbo tecnológico definido para promover la investigación aplicada y el desarrollo de la industria nacional, alineadas a las necesidades de las provincias, localidades, pueblos y parajes de todo el país. Promovió el desarrollo de capacidades de los diferentes tipos de usuarios, y el desarrollo de funcionalidades de plataformas y aplicaciones avanzadas. Argentina Conectada se fundó en una labor conjunta entre el Estado Nacional y el sector privado, articulando la participación de las grandes empresas de comunicaciones que operan en el país, y de los pequeños y medianos operadores locales de la economía social.

La consolidación de Argentina Conectada como estrategia integral de conectividad se allanó el camino de desarrollo cultural, productivo y tecnológico en el ámbito de las comunicaciones sociales, confirmando el rol y la determinación del Estado Nacional para garantizar la libre circulación de la información y las expresiones que afiancen la calidad democrática en nuestro país.

Las TIC, nuevamente en el centro de las políticas públicas

La secuencia de medidas impulsadas desde el gobierno nacional, el DNU690/20 y el Plan Argentina Conectada 2020 -2023 orientado a la inclusión digital plena de todos los habitantes del territorio argentino; el aumento de la productividad y competitividad de nuestras PyMEs en la economía motorizada por la innovación y los modelos de industria 4.0; el Estado que impulsa mayores y mejores servicio de sus ciudadanos son temas centrales de una necesaria agenda digital.

De los antecedentes en materia de TIC en argentina, surgen temas que puedan ordenar la Agenda Digital Argentina y están en relación a:

  1. Promover los marcos jurídicos que permitan aprovechar las oportunidades digitales, contemplando tratamiento adecuado de la información pública y privada, garantizando la soberanía de los datos y el almacenamiento en territorio nacional.
  2. Operación de la infraestructura de red en manos de una empresa pública, que posibilite la accesibilidad y que conecte a todos los argentinos.
  3. Fomentar la alfabetización digital como motor para la inclusión. La redefinición digital del mundo, requiere que todos los ciudadanos puedan hacer un uso activo de las oportunidades que la sociedad del conocimiento ofrece. Para ello, los ciudadanos deben poder incorporar herramientas digitales y desarrollar competencias para el uso de las tecnologías en los diferentes ámbitos de la sociedad.
  4. Desarrollar un gobierno digital que cuente con plataformas basadas en software, que posibilite entablar la relación entre los ciudadanos y el Estado.
  5. Desarrollar y sostener la educación digital para favorecer la empleabilidad de los ciudadanos y colaborar con los procesos de transformación industrial promovidos por las tecnologías disruptivas.
  6. Posicionar la Argentina en el proceso de transformación digital, con el fin de fortalecer la inserción de la Argentina en el nuevo contexto global. Se propicia el posicionamiento del país como un líder regional en el aprovechamiento de las tecnologías a partir del impulso y desarrollo de los sectores con potencial de crecimiento, tales como la industria del conocimiento, la innovación digital aplicada al ámbito agropecuario y los servicios digitales para las industrias culturales

La necesidad de profundizar políticas públicas que posibiliten el desarrollo y operación de una infraestructura nacional basada en datos, que garanticen confiabilidad, seguridad y acceso mediante transacciones a través de internet, potencia la integración con el despliegue anunciado en telecomunicaciones con el objetivo de universalizar el acceso a los servicios TIC.

Seguramente muchos otros ejes a trabajar en una Agenda Digital Argentina serán aportados por cada sector de la gestión de gobierno como de la producción y la economía nacional. Las organizaciones de ciudadanos representadas en la sociedad civil tienen mucho para aportar ya que son el actor central de los anuncios del presidente Alberto Fernández.

En Argentina hemos comenzado a transitar el difícil camino de la soberanía tecnológica, nos llena de entusiasmo y energiza el caudal de historia y conocimiento en ciencia y tecnología que permita vivir mejor.

* Alfredo Moreno. Profesor TIC en Universidad Nacional de Moreno

@TICDATA2